sábado, 16 de mayo de 2015

Actividades con Basmati: Música para bebés

Siempre he creído que los padres educamos a nuestros hijos basándonos en nuestra propia experiencia. Queremos corregir aquello que a nosotros nos falló, abrirle esas puertas que nosotros tenemos cerradas... y yo no soy menos...

Me considero una persona digamos lírica, pero con 0 dotes para la música. Y muchas veces siento que tendría que haber sido maravilloso tener ese vehículo de expresión... Así que cuando me ofrecieron probar una clase de música para bebés encontré lo que buscaba.

No espero que Basmati sea una Mozart de la vida, no me malinterpretéis. Simplemente quiero que tenga ese camino abierto. Que si lo que le sale de dentro es tocar la guitarra cuando está triste pueda hacerlo. Y como todo, creo que cuanto antes se inicie menos cuesta después. De hecho en los cuadros de las pedagogías Montessori, creo recordar que la música está en los primeros años.

Además, quizá hayais leído en diferentes web que la exposición temprana a la música ofrece seguridad, ayuda a encajar al bebé en su entorno y mejora su salud.

¿Qué se busca en una clase de música para bebés?

No van a aprender a tocar un instrumento ni a dirigir una orquesta...
En el primer año lo que se busca es:

  • Estimular su memoria
  • Familiarizarlos con sonidos de diferentes instrumentos
  • Estimular el sentido del ritmo

A la hora de estimular el ritmo se puede hacer bien enseñándoles a distinguir diferentes compases, bien marcándoles diferencias entre un ritmo rápido y uno lento, por poner ejemplos.

Basmati empezó la clase de música con 5 meses. Como todo no puedo decir que sea una niña a la que le encanta la música por estas clases, porque se ve allí mismo la gran diferencia entre niños que las disfrutan y niños que le da más o menos igual, pero yo sí he aprendido mucho de cómo trabajar la música con ella y por si os llama la atención el tema pero no podéis o queréis llevar a vuestros pequeños a clases os iré contando en varios post cosas que podéis hacer en casa jugando con ellos.

Ejercicios de ritmo - Juego percutido

Este es uno de los primeros ejercicios que hacemos siempre en las clases. Consiste en cantarles una canción popular (también lo hemos hecho por ejemplo con "Antón Pirulero", "Yo tengo una muñeca vestida de azul") marcándoles el ritmo en brazos y piernas. Normalmente aprovechamos además este juego para hacerles variaciones de ritmo,  haciéndolo una vez más lento y otra más rápido, normalmente con un metrónomo, aunque esto último no lo necesitáis, no os preocupéis!


Ejercicio de ritmo - compás 4/4

Este juego variando la canción lo solemos hacer siempre, porque les llama mucho la atención. Necesitáis unas marionetas de dedo y podéis ir contando (a mí se me oye jaja) mientras lo vais marcando. El gesto se exagera bastante para que quede bien marcado



Ejercicio de memoria y juego - Juego de manos

Otra actividad que hacemos siempre estoy segura de que la hacéis en casa también. Es simplemente cantar y escenificar una canción infantil. Lo hemos hecho por ejemplo con el clásico "Cinco lobitos" o "Daba la mocita". Normalmente lo repetimos bastante, utilizando una mano, la otra y luego las 2. Aquí os dejo una canción que yo no conocía y a Basmati le encanta, de hecho aunque ha pasado de colaborar para el vídeo es una de las 2 canciones que sabe hacer ella...




Si os gusta el post os iré poniendo actualizaciones con nuevas canciones y otros tipos de ejercicios :)
A criar pequeños Beethovens :)

1 comentario:

  1. Yo creo que la música ayuda mucho. A mí me encanta la música y la 'canto' (por llamarlo de alguna manera) siempre que puedo. Además, en el coche la llevo con música clásica y la ratona responde bien, pero aún no he podido talleres con ella. A ver si encuentro uno que me cuadre para realizarlo con ella, no obstante me apunto alguna de tus ideas.

    ResponderEliminar

Si te ha gustado, compártelo