miércoles, 22 de enero de 2014

Esperando a Basmati, semana 26

Uno de los motivos por los que me preocupa ser madre es por convertirme en mi propia madre. Repetir esos errores que considero que tuvo y que tengo siempre muy presentes.
Y uno de los motivos por los que me preocupa que vaya a tener una niña es porque dentro de unos años se convierta en mí y tenga mi mismo nivel de crítica.

Esta semana cayó en mis manos un fantástico artículo "lo que los padres deberíamos asegurar que aprendan nuestros hijos" y me ha hecho sentirme totalmente bien al respecto, olvidar los miedos y preocupaciones de estas semanas... porque este es el tipo de madre que yo quiero ser y serlo me premitirá ser quien soy como persona
http://www.mamanatural.com.mx/2013/09/lo-que-los-padres-deberiamos-asegurar-que-aprendan-nuestros-hijos/

Os voy a dejar mi propia selección, que encontraré la forma de enmarcar y colgar en mi habitación:


  • Vela por los sueños de tu hijo, pero no abandones los tuyos, la mejor inspiración es el ejemplo, “niño ve, niño hace”, deja que te ame y luego te admire, que aprenda de ti a no darse por vencido;
  • Toma de su mano para enseñarle el camino para que sepa llegar cuando no esté contigo, háblale de los peligros y de la seguridad, enséñale a tomar atajos, pero no el camino más fácil;
  • Enséñalo a cuidar los libros, a escribir sus pensamientos, a defender sus puntos de vista, a darle importancia a los puntos de vista de los demás, demuéstrale que el mundo es inmenso y por lo tanto; son inmensos los desacuerdos entre las personas, pero también lo son los amores;
  • Déjalo que te crea un poco loco y excéntrico en ciertas cosas; pero que no te idealice
  • No le enseñes a tener miedo, pero sí precaución;
  • Ayúdalo a levantarse cuando se caiga, cúralo cuando se enferme, oriéntalo cuando se pierda, es tu deber y hazle saber que todo lo que le pase en la vida tiene un para qué y que finalmente, todo se pasa;
  • Da las gracias y sé agradecido para que él aprenda; enséñalo a saludar y a despedirse incluso de cada día porque todo es finito;
  • Enséñalo a ser auténtico y a decir que no, a que es bueno cambiar de opinión, hazle saber que todos reaccionamos diferente ante la misma cosa;
  • Recuérdale que gritar o faltar al respeto no lo hace más fuerte y que la violencia acaba por destruir lo que amamos;
  • Mira con él las estrellas, los amaneceres y los anocheceres, deja que pruebe el sabor del mar, del azúcar, que sienta el sol en su cara, en su cuerpo, que se moje los pies, que camine descalzo, que sienta la arena y la sombra de un árbol, enséñale que cuidar su planeta es cuidarse a sí mismo;
  • Enséñalo a cuidar y a respetar la vida en todas sus manifestaciones: personas, plantas, animales; a aceptar la diversidad y a vivirla, demuestra tú ser congruente entre tus actos, tus palabras y tus intenciones;
  • Enséñalo a cocinar, a aprender un oficio, sin distinción de su género, algo que en la vida pueda rescatarlo de una necesidad y que le dé herramientas para algún día enseñar a sus propios hijos;
  • Enséñale hábitos de higiene, normas de civismo, reglas mínimas de convivencia: respetar a sus mayores, ayudar los que menos tienen o pueden, a ser solidario; ayúdalo a entender lo que son las capacidades diferentes y las causas comunes;
  • Recuérdale que respirar es un acto vital que puede devolverle la calma, que no empuje el río, que fluye solo
  • Dile que es importante prepararse, estudiar aquello que le brinde mas conocimiento del que tenga para que pueda ser él mismo; a que la libertad y la grandeza de sus pensamientos le pertenece y que debe cuidarla;
  • Enséñalo a trabajar, a que las cosas tienen un costo y a que todo trabajo es noble, digno y valioso, que los seres humanos nos volvemos mejores personas cuando aportamos algo a nuestra familia, a nuestra comunidad, a la sociedad y al planeta y que ello no tiene nada que ver con la edad, la educación, o la capacidad económica;
  • Acompáñalo a descubrir el mundo a su alrededor, a que cuestione lo que mira, lo que escucha, lo que lee, asómbrate con él y aprovecha para redescubrir tu propio mundo;



1 comentario:

  1. ¡¡Qué buena tu selección!!

    Te he dejado un regalo en mi blog, ¡¡espero que te guste!!

    http://titasi-rociocano.blogspot.com.es/2014/01/premio-liebster.html

    Abracitos,

    Rocío
    www.corriendosinzapatillas.com

    ResponderEliminar

Si te ha gustado, compártelo